martes, 1 de agosto de 2017

Ryokan, Okiamagari-koboshi (Levántate cuervo, pequeño monje)







OKIAMAGARI-KOBOSHI
(LEVÁNTATE CUERVO-PEQUEÑO MONJE)


Dejas que la gente te zarandee de lado a lado
y que se rían de ti,

pero en tu interior,
en el fondo de tu corazón, nada se mueve.

Si mi vida se te parece,
qué tengo que temer
aunque  viva inmerso
en este mundo flotante.





-Ryokan se identifica aquí con el tentetieso, tentempié Daruma.
Tentempié con la cara de Bodhidharma, muñeco con la base semiesférica que actúa de contrapeso. Cada vez que se le golpea, vuelve a levanrse, a su posición original. En japonés  Daruma son las tres últimas sílabas de Bodhidharma. Lo veremos sin los ojos pintados. Hay que pintarle uno cuando pides un deseo y el otro cuando te lo concede.

Ryokan realizó un dibujo del mismo para acompaña el poema.


Como el muñeco Daruma
siete veces abajo,
                                                              ocho veces arriba.

(Antonio Arana Soto)

No hay comentarios:

Publicar un comentario